Overbooking

Overbooking es el término empleado en inglés para referirse a la “sobreventa”. Cuando determinadas compañías realizan ventas mayores a la capacidad de servicio que disponen, decimos que estamos ante un caso de “overbooking”.

Ahora bien, esta sobreventa ocurre a menudo con las compañías aéreas. Frente a esto algunos usuarios deben aguardar en tierra firme ya que no disponen de plaza pero sí de billete de avión. El orden de asignación de plazas depende del orden de facturación de los pasajes. Por ello, resulta importantísimo ser precavido. Esto quiere decir, por más reserva que efectuemos, si abonamos nuestro pasaje en el último momento corremos riesgo de estar en esta situación de espera.

El pasajero cuenta con derechos que deben cumplirse por parte de la compañía, a saber:

  • reembolso de la totalidad del importe del pasaje del viaje no efectuado;
  • conducción más rápida al destino;
  • elección de una fecha de traslado que sea de nuestra conveniencia.

En cualquiera de estos tres casos, la empresa debe ofrecer una compensación que puede ir desde 150 a 600 euros dependiendo de los kilómetros del vuelo. De acuerdo con el tiempo de demora, también puede reducirse el valor de esta compensación.

Al margen, esta empresa también debe posibilitarnos:

  • una llamada, fax, u otro medio de comunicación al sitio de destino;
  • comida y refrigerios suficientes proporcional al tiempo de espera;
  • alojamiento en un hotel en el caso de que haya que pasar una noche o más,
  • y por último, el traslado a otro aeropuerto si fuera necesario.

Se recuerda que siempre la prioridad a la hora de ocupar las plazas la tienen personas con dificultades motrices y niños. Aunque algunos aceptan cambiar su pasaje por una compensación.

Tags:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top