Recomendaciones para viajar a Pekín

Turista en Pekin

Pekín, la capital de China y una de las ciudades más pobladas del mundo, es uno de los destinos más llamativos para los turistas. Puerta de entrada al país desde cualquier punto del planeta, Pekín puede ser el comienzo de un recorrido por China, o bien un destino único para pasar unos cuantos días. Si estás pensando en viajar hasta aquí, quizá te vengan bien una serie de recomendaciones para viajar a Pekín.

Planificación del viaje y visados

Lo más importante ante un viaje de este tipo es la planificación. Puede que quieras pasar toda tu estancia en China en la capital.  Quizá te interese comenzar por aquí para realizar una ruta más amplia. Sea como sea, es interesante que lo mires antes, pues a la hora de tramitar el visado, te preguntarán dónde te alojarás en China y las fechas exactas. También los vuelos de entrada y de salida (que son al final lo más importante).

En temas de visado, cuando las estancias son superiores a 72 horas, deberás solicitar un visado aportando la siguiente documentación:

  • Pasaporte electrónico con vigencia de más de 6 meses.
  • Formulario de solicitud cumplimentado y firmado con una foto reciente tamaño carnet.

Esta documentación puedes llevarla personalmente al Centro de Servicio para Solicitud de Visado Chino de Madrid, o bien pedir el visado por correo. Ten en cuenta que el trámite suele hacerse en menos de una semana, pero se recomienda solicitar el visado con un mes de antelación al viaje.

Guías e idioma

No podemos negar que uno de los problemas a la hora de viajar a China es el idioma. Lo mejor, ante esto, es intentar comprar una guía de traducción de chino. Una guía práctica para poder comunicarte con las frases básicas. Hay guías realmente buenas que te enseñarán a la perfección cómo pedir ciertos servicios básicos. Estúdiala antes de ir, señalando así las palabras y frases que te parezcan más importantes y que puedas necesitar durante tu estancia.

Intenta, en la medida de lo posible, llevar escrito en caracteres chinos lo que necesitas: direcciones, ingredientes que no puedas comer, información sobre transporte etc.

También es interesante llevar una guía de Pekín actualizada, con todos los lugares que quieres visitar y los precios de los monumentos.

Información práctica para viajar a Pekín

El transporte en Pekín

Hay que decir que el transporte público en Pekín es barato. Hay autobuses, pero el metro es bastante recomendable, pues conecta a la perfección casi toda la ciudad. Ojo, cuando subes a un autobús lleva siempre el dinero justo. Infórmate, por tanto, de cuánto cuesta antes de subirte.

Si viajas en metro, fíjate bien en la letra correspondiente de la salida de metro, pues puede haber hasta 6 salidas de la misma estación.

El plano del metro podéis ampliarlo pulsando sobre la imagen:

Plano del metro de Pekin

Consejos varios para el día a día en Pekín

El tráfico en Pekín puede ser caótico. Aunque los pasos de cebra existen, y también los semáforos, mira siempre antes de cruzar la calle. Cruza con precaución.

El agua en Pekín es de muy mala calidad. Como en otros viajes a otras zonas del mundo, se recomienda beber siempre agua embotellada o tratada previamente. En la mayoría de restaurantes, si te ofrecen agua, son conscientes de este problema y la ofrecen tratada.

El regateo en Pekín es también un arte. Se da en los mercados más turísticos, como el Mercado de la Seda o el Mercado de las Perlas. No obstante, se puede practicar en la mayoría de los comercios. Quizá usen técnicas disuasorias, pero como en todos los lugares en los que el regateo es una costumbre.

Lleva siempre dinero en efectivo. La mayoría de los locales no aceptan tarjeta. Por tanto, llevar dinero en efectivo puede salvarte de un buen problema. Es más, en muchos en los que sí se acepta tarjeta, corres el riesgo de que no funcione el datáfono. Además, también se recomienda llevar, por lo menos, dos tarjetas de crédito. Mejor prevenir que curar.

Las mejores fechas para viajar a Pekín

Aunque es una ciudad bonita y visitable durante todo el año, quizá te convenga evitar fechas concretas como el Año Nuevo Chino, que suele ser en febrero, o la semana en que se celebra el Día Nacional de China (entre el 1 y el 7 de octubre). No es que no sea bonito, es curioso y especial. No obstante, hay mucha más gente y los precios son más elevados de lo normal.

Contratar siempre un buen seguro médico

No te olvides de contratar un seguro médico. Es esencial cuando salimos de nuestro país. No tienes necesariamente que usarlo, pero si hay algún problema, mejor estar cubierto. Además, estos seguros, generalmente, son bastante bajos.

Además del seguro, intenta meter en la maleta medicamentos recurrentes como Almax, ibuprofeno, aspirina o fortasec.

Cualquier precaución es poca cuando viajas a un país con una cultura tan diferente, pero ante todo, recuerda, siempre, que lo importante es disfrutar.

Alojamientos en Pekín

Por supuesto que encontrarás hoteles de todo tipo en Pekín, pero aparte de los típicos alojamientos occidentales, los hay también de tipo tradicional. Así son por ejemplo los “courtyard”, que son apartamentos que se localizan en los hutongs, los barrios más antiguos del centro de la ciudad, y que se ubican en torno a un patio central. Hostales, albergues, apartamentos y hoteles de diferentes estrellas completan la oferta hostelera de la ciudad.

Para saber más sobre la ciudad

Tags:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top