Qué comer en Oporto

Vista de Oporto

Oporto gana cada vez más terreno a Lisboa en cuanto a turismo se refiere. No es algo que extrañe, ya que se trata de una ciudad accesible, plagada de monumentos y con excelentes conexiones a otras zonas y ciudades de interés, como por ejemplo Guimaraes. Pero, además, podemos decir que Oporto cuenta con una gastronomía que enamora. Un sinfín de platos que nada tienen que envidiar a los que se cocinan en los restaurantes de la capital. Platos con ingredientes de calidad que harán las delicias de los visitantes, sin importar sus gustos; y es que, en Oporto, hay una gran variedad de recetas, tanto de carne, pescado y verdura como de postres dulces que ponen broche final a un buen banquete.

Si hablamos de los productos del mar, es imposible no fijarse en las recetas con Bacalao; y es que este pescado está presente en la mayoría de zonas costeras del país. Es imprescindible en el recetario portugués, incluyendo también en el de Oporto.

En cuanto a los platos más destacados, sería difícil hacer una lista, pues son muchos los que podemos encontrar en los restaurantes de la ciudad. No obstante, mención especial merecen el Bacalao à Brás, à Zé do Pipo o à Jaoao do Buraco.

Uno de los platos con bacalao más demandados es el conocido como Bacalhau à Gomes de Sá. Se trata de una receta sencilla, en la que el bacalao se cocina al horno con patatas, huevo duro, cebolla y aceitunas.

No son los únicos productos del mar en la mesa de esta ciudad. El pulpo, las gambas y el marisco en general, son de lo más apreciados. El pulpo se presenta o bien cocido al horno o bien hecho a la brasa. Las gambas, además, muchas veces son acompañadas con otro de los platos estrella de la cocina en Oporto, el arroz con frijoles.

Francesinha en Oporto

Francesinha – Foto de Filipe Fortes

Si nos alojamos en algún Hotel céntrico en Oporto, podremos visitar sus mercados, repletos de productos locales. Frutas y verduras son acompañados en los puestos de estos mercados por otro de los pilares de la gastronomía de Porto, los productos de matanza.

Hay un sinfín de embutidos que son usados en guisos y recetas varias, destacando por encima de todas las Tripas à moda do Porto. Esta receta y su elaboración se remonta al siglo XV. El Infante Don Henrique, exigió a la población que entregaran toda la comida, dejándolos con muy pocos productos, las tripas fueron uno de ellos. Así, el plato, poco a poco fue tomando forma convirtiéndose en uno de los platos más característicos de la ciudad. Es precisamente por esta especialidad por la que los habitantes de Oporto son conocidos, cariñosamente, como tripeiros.

Oporto cuenta con un sinfín de locales de comida rápida. Así, no es difícil encontrar la influencia de otras culturas en establecimientos que sirvan pizzas o hamburguesas, por ejemplo. No obstante, esta ciudad cuenta con una particularidad. Porto tiene su propio plato de comida rápida, la francesinha. Fue popularizada hace menos de un siglo por emigrantes franceses, convirtiéndose, a día de hoy, en un imprescindible al visitar la ciudad.

El plato en sí consiste en una especie de sándwich con varias capas de embutido. Además, también incorpora carne y gran variedad de quesos. Finalmente, este sándwich está cubierto por una salsa consistente que puede picar un poco. Hay francesinhas especiales que incorporan, además, un huevo frito. Es un buen plato para compartir después de un día de visitas, pues resulta bastante contundente.

Para terminar, no podemos olvidarnos del gusto que tienen los portugueses en general por el dulce. Sí, tanto en Lisboa como en Oporto, es más que normal ver grandes pastelerías con enormes vitrinas repletas de dulces de todo tipo. Destacan los que se elaboran con huevo, como el tocino de cielo, las queijadas de Sintra o los pasteles de nata. Además, también se llenan de grandes bizcochos y pasteles esponjosos o deliciosos merengues para los más golosos.

Tags: , , ,

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top