Visitando La Valeta, Malta

La Valeta

Situado en pleno Mediterráneo, justo al sur de Italia y al norte de Libia, encontramos la conocida como República de Malta, un país insular compuesto por un archipiélago lleno de tesoros históricos. La capital de Malta es la hermosa ciudad La Valeta, una urbe ubicada en la parte centro-oriental de la isla.

Podemos decir sin dudar, que esta ciudad es una de las joyas del mediterráneo; y es que en La Valeta encontramos bellos edificios que datan a partir del siglo XVI construidos durante la época de los conocidos Caballeros Hospitalarios.

Aunque la Segunda Guerra Mundial dejó algunas huellas indeseables en la ciudad, lo cierto es que podemos observar un amplio abanico de construcciones barrocas con toques renacentistas, neoclásicas e incluso propios de la arquitectura moderna. Sin duda motivo más que suficiente para que la Unesco reconociera parte de la ciudad como Patrimonio de la Humanidad.

Al viajar a La Valeta tendremos muchísimas opciones para disfrutar de nuestra estancia; y es que lo cierto es que es una de las áreas históricas más densas de todo el mundo. En un área de 55 hectáreas se agrupan nada más y nada menos que 320 monumentos.

¿Qué podemos visitar en La Valeta? Para empezar, podemos recorrer uno de sus monumentos más preciados, la hermosísima Catedral de San Juan. Esta construcción fue levantada por los mismísimos caballeros de la Soberana Orden Militar y Hospitalaria de San Juan de Jerusalén, de Rodas y de Malta, con el fin de convertirse en la nueva iglesia para su Orden, allá por el siglo XVI.

Destaca por contar con una fachada humilde, nada suntuosa. No obstante, en su interior podemos descubrir la más grande opulencia en forma de frescos, mármol y maderas talladas y bañadas en oro.

No es ni de lejos el único templo de la ciudad, pues lo cierto es que La Valeta cuenta con más de veinticinco iglesias. Entre ellas podemos destacar la Iglesia de San Agustín, la Basílica de Nuestra Señora del Monte Carmelo, Iglesia Carmelita, Catedral Anglicana de San Pedro o la Iglesia de Santa Catalina de Italia. Sin duda una gran representación de arte sacro.

Encontramos fortificaciones como la de St Elmo, una de las pocas que sobrevivió al asedio de 1965. Este lugar fue levantado también por la orden de San Juan con el único fin de proteger el gran puerto de Malta. Aunque en la actualidad está destinada a servicios municipales, podemos visitarla los domingos.

También es necesario visitar el Palacio del Gran Maestre. Hoy en día alberga la Presidencia de la República. No obstante, su interés viene de ser uno de los primeros edificios de la ciudad, construido allá por el año 1565.

En su interior podremos visitar una excelente colección de armas, además de deleitarnos con su gran atractivo arquitectónico, propio de un gran palacio barroco.

Para aquellos que quieran capturar las vistas más hermosas de la ciudad os recomendamos la visita a los Jardines Barrakka. Es un punto estratégico desde el cual podremos ver toda la urbe.

Los amantes de los museos y de la arqueología podrán visitar el Museo Nacional de Arqueología. Es uno de los lugares más interesantes para todos los amantes de la historia, pues aquí podremos encontrar un sinfín de objetos arqueológicos de otras épocas encontrados en la isla de Malta. Una excelente selección de huellas históricas que comienzan con la primera llegada del hombre en el año 5200 a.C.

Por último, no podemos olvidarnos de pasear por su hermoso puerto, uno de los más grandes y transitados del Mediterráneo, así como pasear por las calles de su casco antiguo, hermosas, acogedoras y llenas de historia. Esta es la mejor forma de conocer la ciudad. Una ciudad que desprende magia en cada una de sus esquinas, mostrándonos rincones deliciosos que harán que nuestra estancia sea única.

La oferta hotelera no es de las mejores que hemos encontrado. No obstante, lo cierto es que es posible encontrar hoteles de buena calidad a un precio más o menos razonable. Destacamos por ejemplo el Hotel Osborne. Este establecimiento de 3 estrellas está ubicado en un precioso edificio del siglo XVII. Está muy cerca del casco antiguo de la ciudad, por lo que los desplazamientos estarán más que controlados.

Las habitaciones cuentan con acceso a internet, aire acondicionado, baño, caja de seguridad, minibar, nevera, secador, teléfono de línea directa y TV entre otros.

Por último, destacamos el fabuloso Hotel Phoenicia Malta, un lujoso 5 estrellas renovado por completo en el año 2000.

Con una ubicación privilegiada a las puertas del corazón de la ciudad, este hotel tradicional cuenta con unas habitaciones espectaculares dotadas con acceso a internet, aire acondicionado, baño, cafetera, caja de seguridad, cama doble, minibar, nevera, plancha con tabla, radio, secador y TV vía satélite, entre otros.

Foto vía: maimo

Tags: ,

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top