Excursiones desde Sanxenxo

Sanxenxo - que hacer

Sanxenxo es un municipio de la provincia de Pontevedra, Galicia. Es un lugar realmente turístico. Cuenta con varias playas y un entorno encantador, pero, además, al alojarse en Sanxenxo, el turista puede realizar un sinfín de excursiones por los alrededores. Rutas y excursiones para todos los gustos, visitando parajes naturales hermosísimos o tesoros arquitectónicos de la zona.

¿Qué excursiones podemos hacer desde Sanxenxo?

1.- Ermita y playa de la Lanzada

Un buen ejemplo es la visita de la ermita románica de Nuestra Señora de la Lanzada. A tan sólo 7 kilómetros de Sanxenxo, encontrarás la playa A Lanzada, que es, sin duda, una de las más famosas de las Rías Baixas, de toda Galicia y una de las mejores playas de España. Si bien es cierto que la playa es preciosa, aquí hay otro aliciente: esta pequeña ermita que se sitúa en una de las puntas de la playa.

Se trata de una ermita románica del siglo XII. Un lugar que, además, está acompañado de las ruinas de otras épocas. Muchos aseguran que celtas, fenicios, romanos y vikingos pasaron por esta zona, y lo cierto es que hay restos arqueológicos de un pequeño castro y de la torre de un castillo.

Iglesia de la Lanzada en Sanxenxo

2.- Isla de Ons

Desde la costa de Sanxenxo, el turista puede realizar algunas excursiones a islas cercanas. Así, a tan sólo 45 minutos en barco, se encuentra la sorprendente isla de Ons. Está claro que, en la zona, las islas más famosas son las Cíes, pero no hay que infravalorar este tesoro insular, ni mucho menos.

Una isla con playas de arena blanca y aguas claras. Destaca Area dos cans, Canexol o Pereiró. Además, también es posible visitar Melide, que es la playa nudista más famosa de Ons, y posiblemente de esta zona. Además, también es interesante visitar el faro del Alto do Cucorno, que es uno de los más grandes de España.

3.- Combarro

Seguro que a más de uno le llama la atención esa construcción tan particular de la tierra llamada hórreo. Una buena excursión desde Sanxenxo es precisamente Combarro, conocido como el pueblo de los hórreos.

Combarro Pontevedra

A tan sólo 14 kilómetros de Sanxenxo, Combarro está considerado como uno de los pueblos marineros más pintoresco de las Rías Baixas, y posiblemente de toda la costa gallega. Con un casco histórico encantador, este lugar muestra un sinfín de edificios propios de la arquitectura rural gallega. Sí, hay muchos hórreos, pero también casonas de granito en las que los pescadores viven durante todo el año.

La particularidad de los hórreos de este pueblo es que están prácticamente a ras de agua. Así, cuando la marea sube, su base de piedra se moja. Esto es debido a que los agricultores necesitaban moverse en bote para poder llegar a los campos de cultivo de los alrededores.

4.- Monasterio de Santa María de Armenteira

Esta localidad también está cerca de uno de los monasterios más bonitos de las Rías Baixas, el Monasterio de Santa María de Armenteira. A unos 20 kilómetros de Sanxenxo se encuentra este monasterio. Está ubicado en un lugar realmente tranquilo en el que se fundó el primer cenobio allá por 1150. Este cenobio fue la base del actual edificio y su fundador fue San Ero.

Monasterio de Armenteira en Pontevedra

En la actualidad, el monasterio está habitado por monjas cistercienses. Es posible acceder al monasterio a través de la muralla de piedra que está rodeada por completo por un espectacular pinar. En su interior, destaca la iglesia medieval del siglo XII, en la que llama la atención un gran rosetón y su claustro renacentista.

5.- Castillo de Soutomaior

Finalmente, un poquito más lejos, a unos 49 kilómetros de Sanxenxo, se encuentra el Castillo de Soutomaior, otra excursión destacada en esta zona. Este castillo fue levantado en el siglo XII, aunque se reconstruyó por completo en el siglo XV.

Castillo de Soutomaior - excursion desde Sanxenxo

Se puede observar una gran muralla, dos torres unidas por un cuerpo central, un foso y un puente levadizo por el que se podrá acceder al interior. En su interior, el patio, la capilla o estancias como “La galería de las Damas” pueden ser visitadas.

No te olvides tampoco de ver los jardines exteriores, que a partir de la primavera son una auténtica delicia. Asimismo, infórmate bien antes de ir, pues durante una buena parte del año, se organizan visitas teatralizadas al castillo, algo que siempre merece la pena.

Tags: ,

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top