Qué ver en Bremen

Vistas de Bremen - Alemania

Bremen es una ciudad ubicada en el noroeste de Alemania. Se trata de una ciudad preciosa. Un destino turístico de lo más interesante que llama la atención de miles de turistas al año.

Bremen fue fundada hace más de 1.200 años sobre una colina. Su historia ha estado ligada directamente con la actividad comercial de su puerto fluvial, siendo este un puerto muy importante en la región y en toda Europa.

¿Qué podemos ver en Bremen?

La ciudad es una auténtica maravilla, un ejemplo de arquitectura tradicional alemana que no deja indiferente. Así, los turistas tendrán un montón de lugares interesantes para ver y conocer la historia de Bremen, sus costumbres, su gente y la gastronomía local.

Uno de los puntos imprescindibles del recorrido es el antiguo ayuntamiento gótico de Bremen. No es para menos, pues este edificio fue el motivo principal por el que Bremen fue inscrita en la lista de Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO. Está ubicado en la Plaza del Mercado y es un precioso edificio de principios del siglo XV con una fachada renacentista y una impresionante sala gótica.

Otra de las piezas clave para estar en la prestigiosa lista de la UNESCO, es la Estatua de Rolando. También está en la plaza del Mercado, y se trata de un gran monumento construido en 1404. Una gran estatua de 5,47 metros de altura sobre un pedestal de 60 cm de alto. La espalda de la estatua se apoya en una columna que, a su vez, es coronada por un baldaquino. Con la columna y el pedestal, el conjunto mide más de 10 metros de altura. Está hecha en piedra caliza, y la columna en piedra arenisca. En la imagen, Rolando sostiene la espada Durandarte, símbolo de la justicia.

Estatua de Rolando en Bremen

Nadie se va de Bremen sin ver la escultura de los Músicos de Bremen. Como no podía ser de otra forma, esta escultura está dedicada a los animales protagonistas del cuento infantil de los Hermanos Grimm. Está también junto al antiguo ayuntamiento.

Si buscas una iglesia bonita en Bremen, no lo dudes, dirígete a la catedral de Bremen. Es el edificio original, pues junto con el ayuntamiento, fue uno de los pocos que sobrevivieron a los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial.

También en la plaza del Mercado, la Catedral de San Pedro de Bremen llama la atención por sus dos enormes torres, que pueden verse desde varios puntos de la ciudad, una fachada propia del siglo XIII y un interior que destaca por su austeridad luterana.

Plaza del Mercado con el Ayuntamiento y la Catedral en Bremen

En el lado opuesto de la catedral encontrarás la iglesia de Nuestra Señora. Sus orígenes los encontramos en una pequeña iglesia románica del año 1.000. No obstante, el templo que se puede visitar actualmente es de estilo gótico primitivo, un aspecto que se le dio tras la reforma del siglo XIII. En su interior no te olvides de observar bien sus vidrieras, maravilla absoluta.

El barrio más antiguo de Bremen es el conocido como Schnoor, un lugar encantador y bastante turístico. Un montón de callejones y pequeñas plazas con casas construidas entre el siglo XVI y el XVII te sorprenderán. Es una zona realmente mágica en la que, además, podrás encontrar testigos de la historia de la ciudad, como la casa más antigua de la ciudad, construida en el año 1402.

No te olvides de pasear por la mítica Calle de los Toneleros (Böttcherstrasse) una de las más turísticas de la ciudad. Se trata de un callejón de poco más de 100 metros de longitud.  Antes era una calle de actividad portuaria. Ahora, se concentran en ella un montón de bares, restaurantes e incluso algún pequeño museo, como el Paula Modersohn-Becker, dedicado a esta artista alemana.

Hay verdaderas joyas en esta calle, como un patio de estilo modernista inspirado en las obras de Guadí o un bonito edificio en el que se puede observar en funcionamiento un carrillón del año 1026.

Para terminar, los amantes del arte deben pasarse por el Museo de pinturas Kuntshalle. Esta pinacoteca cuenta con obras de la pintura flamenca, pero, además, también tiene trabajos de impresionistas y postimpresionistas como Manet, Monet o Van Gogh.

Arte y arquitectura para impresionar a cualquiera; no en vano se han ganado la mencionada nominación entre los Patrimonios de la Humanidad.

Otras ciudades en Alemania que recomendamos visitar:

Tags: ,

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top