Qué ver en Coimbra en 2 días

Coimbra

Coimbra, en Beira Litoral, en la Región Centro de Portugal, es un lugar encantador para pasar unos días. Una ciudad con mucha vida, pues no podemos olvidar que es una de las ciudades universitarias más antiguas y prestigiosas de toda Europa.

Su importancia va más allá, dado que Coimbra fue capital medieval de Portugal durante más de 100 años. Además, y por si esto fuera poco, los edificios históricos de la ciudad fueron clasificados como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Coimbra es una ciudad con callejuelas llenas de estudiantes que se divide en dos zonas turísticas, Cidade alta (Ciudad alta) y la Baixa. Esta división nos viene genial para poder conocerla en dos días, reservando cada uno de ellos para cada una de estas dos áreas.

Primer día en Coimbra

Este primer día lo podemos dedicar a visitar el Barrio Alto o Cidade Alta. Esta zona de Coimbra es en la que antiguamente residía la nobleza y el clero, por lo que podremos ver algunos de los edificios más majestuosos de este núcleo urbano.

Podemos acceder a la Cidade Alta a través del Arco de Almedina, que es la antigua puerta morisca de la ciudad. No muy lejos veremos uno de los edificios más bonitos, el Palacio de Sub Ripas. Cuenta, entre otros, con una preciosa entrada manuelina y unas ventanas renacentistas dignas de fotografiar.

Callejea y sube el Largo da Sé Velha para poder llegar a la Sé Velha, o lo que es lo mismo, la catedral antigua de Coimbra. Es uno de los edificios románicos más importantes de todo Portugal, por lo que merece la pena invertir un poco de tiempo en descubrirla.

A tan sólo 7 minutos andando, podremos encontrar la Catedral Nueva de Coimbra. Antigua iglesia del colegio de los jesuitas, nos encontraremos con una fachada de fuertes líneas marcada por cuatro estatuas de santos jesuitas. La parte superior de la fachada cuenta con decoración barroca, mientras que la parte inferior es de estilo manierista.

Catedral de Coimbra
Catedral de Coimbra

Comentábamos la importancia de la ciudad en esto de la vida universitaria. Para poder entender un poco mejor esto, podemos visitar el Museo Académico. En este espacio se reúnen, conservan y divulgan los valores sociales, artísticos y culturales, así como la historia de la comunidad académica de Coimbra y sus tradiciones.

El siguiente paso puede ser visitar la Universidad Velha de Coimbra. Esta universidad cuenta con varios edificios de los siglos XVI al XVIII. Si tenemos que destacar algunos, nos quedamos con la Torre del Reloj, la Capela de Sao Miguel o la Biblioteca Joanina.

No te olvides de pasar por la Praça da República, un lugar que siempre está animado, lleno de terrazas y en el que, además, encontrarás el acceso al Parque de Santa Cruz, un hermoso rincón levantado en el siglo XVIII.

Puedes completar el día visitando algún museo de esta parte de la ciudad, como el Museo Botánico, el Museo da Ciencia o la Casa Museo Bissaya Barreto. No obstante, lo que no puede faltar es una visita a uno de los monumentos más importantes de esta zona, el Monasterio de Santa Cruz-Panteón Nacional, construido en el siglo XII.

Montasteio de Santa Cruz Coimbra
Monasterio de Santa Cruz, Coimbra

Segundo día en Coimbra

Este segundo día estará reservado a la parte Baixa de la ciudad. Aquí, entre otras cosas, podremos recorrer la Praça do Comercio. Es una de las plazas más bonitas de todo Coimbra. Además, tiene su historia; y es que esta plaza fue el emplazamiento de un circo romano.

Justo en ella hay dos iglesias que podemos pararnos a contemplar, tanto por fuera como por dentro. Está la iglesia de Sao Bartolomeu, del siglo X, y la iglesia de Sao Tiago, del siglo XII. Además, si seguimos una dirección fija por la Rua da Sofia, podremos ver otras iglesias posteriores, del siglo XVI, como la Iglesia do Carmo, la Iglesia da Graça o la de Sao Pedro.

Pasea tranquilamente, tómate algún café en algunas de las terrazas de la zona y luego, no te olvides de cruzar el Puente de Santa Clara sobre el río Mondego. Es importante que lo cruces; y es que al otro lado hay edificios tan maravillosos como la Iglesia do Convento de Santa Clara a Velha, los restos de un antiguo convento de monjas clarisas. También puedes darte una vuelta por el Jardín da Quinta das Lágrimas y visitar el Convento de Santa Clara a Nova.

Convento Santa Clara Coimbra
Convento de Santa Clara, Coimbra

Si vienes con niños, no te pierdas la visita de Portugal dos Pequenitos. Es uno de esos típicos parques en el que se ven réplicas de monumentos y edificios importantes en Portugal.

Con estos dos días conocerás buena parte de Coimbra, de su historia, y de su belleza monumental. ¿Te animas a venir?

Quizá también te interese:

Tags:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top