Viaje a Tailandia, por La Maleta de David (parte II)

Viaje a Tailandia Parte 2

Como os contábamos la semana pasada, en 2019 nuestro embajador @lamaletadedavid hizo un viaje inolvidable a Tailandia. Nos contó todo el itinerario y hoy queremos continuar lo que dejamos a medias. Tomad nota.

Día 7. 30/12/2019. Elephant Jungle Sanctuary

Ese día, teníamos reservada una visita al Elephant Jungle Sanctuary, un santuario de elefantes que se encontraba a una hora y media del hotel aproximadamente. Escogimos la visita de la mañana así de esta manera nos quedaba la tarde libre para dedicarla a hacer otra actividad. A las 6:30 teníamos que estar en la Puerta del hotel ya que nos venían a buscar desde el propio santuario con una mini van.

Este santuario, estaba habitado por elefantes que habían sido rescatados de lugares donde los maltrataban y sus cuidadores les proporcionaban comida, horas de juego, baño en el rio cercano al santuario. Quedaba prohibido claro está, paseos encima de ellos y cualquier otra actividad que dañara su sensibilidad. La reserva la hicimos antes de embarcarnos en el viaje y pagamos por internet unos 105 euros por persona.

Llegamos al hotel sobre las 15:00; y después fuimos a visitar el jardín de Terracota que tenía un horario de apertura de 13:00 a 22:00 horas y estaba a 15 minutos caminando del hotel. Nos estuvimos aproximadamente hasta las 18:00-18:30, porque entonces a esa hora teníamos concertado en el Women’s Massage Center, que abría hasta las 21:00 de la noche, para hacernos un masaje de una hora por 250 baths. El centro estaba regentado por mujeres ex-presas que habían cumplido penas de cárcel y de esta manera se buscaban un futuro laboral. La verdad que fue una experiencia maravillosa, salimos muy relajados y contentos de haber contribuido con una buena causa-

Después de hacernos el masaje, fuimos a visitar el mercado nocturno de Warorot (Chinatown) que se encontraba a 20 minutos caminando del hotel, y de paso nos quedamos a cenar algo de comida callejera.

Día 8. 31/12/2019. Chiang Rai

Dejamos atrás Chiang Mai, uno de los destinos que más nos gustó, para irnos a visitar Chiang Rai. Tomamos el autobús de la compañía Green Bus, el trayecto duraba unas 3 horas y media, por eso escogimos el de las 8:30 para llegar a Chiang Rai sobre las 12:00. La parada de autobús de Chiang Rai se encontraba a 7 minutos caminando del hotel, que era el Tourist Inn, estaba muy bien ubicado en la calle Jetyod Road, por el centro de la Ciudad y el precio era muy acorde con lo que nos ofrecía. Nada más llegar, entramos a un restaurante de comida internacional para degustar unas ensaladas que estaban de rechupete y nos dispusimos a ver los principales puntos de interés turísticos de la Ciudad, que fueron:

  • Wat Rong Khoun (El famoso Templo Blanco). El horario de apertura era de 8:00 a 17:00 y la entrada costaba 50 baths/pax. Visitamos sus diferentes partes:
  1. El puente de la reencarnación.
  2. La puerta del cielo.
  3. El Ubusot.
  4. La casa de oro.
  • Wat Rong Suea Ten (Templo azul). El horario de apertura era de 8:00 a 17:00 y la entrada era gratuita. La mejor hora para visitarlo nos recomendaron que fuera por la tarde.
  • Las Cuevas de Chiang Rai (Phra Cave y Tham Pla Cave). La primera es la cueva del buda y la segunda, la cueva de los peces, que se encuentra en la población de Mae Sai. Nos recomendaron que la cueva del buda era ideal visitarla la última.

Debido a que todos estos puntos de interés se encontraban a una distancia considerable el uno del otro, decidimos alquilar una motocicleta y nos marcamos el itinerario siguiente: Templo Blanco, Templo Azul y Cueva del buda.

Día 9. 01/01/2020. Chiang Rai

El segundo día en Chiang Rai, lo dedicamos entero a visitar el monte Doi Tung, que se encontraba a una hora del hotel y por ello volvimos a rentar una motocicleta para no depender de transporte público. Este monte, está ubicado en una de las montañas que se encuentran más cercanas al país vecino de Myanmar. Allí fuimos a visitar la base militar, el mirador de Wat Phra That Doi Tung, y después nos dirigimos a las plantaciones de té del pueblo Mae Salong, donde se cultivaba una de las variedades más preciada de este té, el Oolong.

Sobre las 17:00, nos dispusimos a coger un bus desde Chiang Rai (Bus Terminal 1) con la compañía Green Bus, que nos devolvería de nuevo a Chiang Mai (Bus Terminal 3), para posteriormente emprender un viaje a un nuevo destino, Krabi Town.

Una vez llegamos a Chiang Mai, que fue aproximadamente a las 21:00, iremos caminando hacia un nuevo hotel, que se encontraba a 40 minutos caminando, el Julies Guesthouse. Solamente pernoctamos, porque a la mañana siguiente, nos teníamos que dirigir al aeropuerto Internacional de Chiang Mai para ir hacia Krabi. El aeropuerto se encontraba a 45 minutos caminando del hotel y el avión salía a las 11:30.

Día 10. 02/01/2020. Krabi Town

Después de coger el avión desde Chiang Mai, llegamos al aeropuerto Internacional de Krabi a las 13:30 con la compañía Thai AirAsia. Del aeropuerto de Krabi hasta el centro, cogimos un taxi directo hacia nuestro hotel, el Cube Hostel Krabi, ubicado en la calle Maharaj Road. Después de comer alguna cosita en la cafetería May and Mark’s House, que fue nuestro lugar de cenas y desayunos en mayor parte mientras estuvimos allí, carta muy variada de bocadillos y platós muy suculentos, pero sobretodo lo que nos enamoró fue el local y el servicio de las chicas. Por la tarde, nos dedicamos a ver dos de los templos más importantes de la ciudad:

  • Templo del tigre (Wat Tham Sua). La parte más famosa del templo es su mirador donde se puede observar unas vistas increíbles de la costa de Krabi y las islas Phi Phi i Koh Lanta. Es también donde se sitúa una estatua gigante de Buda de unos 250 metros de altura. Para llegar al mirador se tenían que subir unos 1237 escalones! El horario de apertura es de 7:00 de la mañana hasta 17:00 de la tarde, la entrada es gratuita y para llegar fuimos en moto alquilada.
  • Templo Blanco (Wat Kaew Korowaran). El horario de apertura era de 8:00 de la mañana a 17:00 de la tarde y la entrada también fue gratuita. Este lo hicimos el último, al volver del Templo de Tigre, ya que se encontraba a 15 minutos caminando del hotel.

Después de las visitas, volvimos al hotel, ducha y fuimos al mercado nocturno de Krabi que lo encontramos de casualidad, cuando buscábamos otro mercado nocturno que no pudimos encontrar. Volvimos a probar hacer auto-stop, una familia compuesta por una familia nos recogieron en su Range Rover y nos dejaron justo en la entrada del mercado el cual buscábamos.

Día 11. 03/01/2020. Parc Natural Khao Phra Bang Khram (Krabi)

Este día lo dedicamos por completo a visitar el Parque Natural Khao Phra Bang Khram donde se encontraban dos de las atracciones más importantes de Krabi como fueron: la piscina esmeralda (Esmerald Pool) y las Hot Springs (piscinas naturales de aguas termales). El horario de apertura es de 9:00 a 17:00 y los precios de las entradas eran 90 baths para las Hot Springs y 200 baths para la Piscina Esmeralda. Aparte de la piscina esmeralda, también vimos la Blue Pool (una piscina ubicada en medio de un sendero y rodeada de una valla de madera, cuyo color de agua por efectos ópticos era de color azul).

Para ir hacia allí, se tardaban 45 minutos desde nuestro hotel y decidimos alquilar una moto para llegar más rápido al parque. La motocicleta, la pudimos alquilar en el mismo lugar donde tomamos el desayuno, en el May and Mark’s House. Y aunque durante el camino tuvimos una avería en la moto y tuvimos que parar a buscar un taller mecánico, conseguimos llegar primero de todo a las Hot Springs. Aproximadamente a 1 kilómetro por el bosque tropical donde se encontraba la piscina esmeralda donde también nos dimos un baño pero en esta ocasión el agua estaba helada.

Volviendo a las Hot Springs, es un parque que está muy bien señalizado, y justo a la entrada, podías aparcar perfectamente, pagabas el precio de la entrada, y después podías seguir el itinerario marcado por paneles informativas y flechas hasta llegar a las Hot Springs. Un lugar maravilloso. Cabe a destacar, que por la avería que tuvimos, llegamos a las 12 y ya había bastante gente. Pensad que son pequeños “jacuzzis” de agua caliente natural y ya con unas 20 personas que había, casi llenaban todo el complejo.

Después de disfrutar del baño de agua caliente, fuimos a la Piscina Esmeralda que también era una formación natural de agua en forma de piscina, ubicada en medio del curso del agua del rio. Por último, fuimos a ver la Blue Pool que era un lugar maravilloso. Siguiendo el senderó marcado a no más de 10 minutos a pie de la Piscina Esmeralda, se encontraba rodeada por vallas de madera ya que el baño quedaba totalmente prohibido.

Al finalizar la visita, hicimos como siempre, hotel, y posteriormente nos fuimos al mercado nocturno a comernos unas brochetas de pollo, ternera y un pad thai maravilloso.

Día 12. 04/01/2020. Railay

Para llegar a la península de Railay desde Krabi Town, nos dirigimos al Chao Fah Park Pier que se encontraba a 15 minutos caminando, para coger un longtail, que reservamos la noche anterior, para que nos llevara a Railay East. El trayecto fue de unos 30 minutos y nos costó aproximadamente unos 5€ por persona.

Una vez llegamos a Railay East, nos dirigimos al hotel Railay Garden View Resort, que se encontraba a 4 minutos caminando del embarcadero. El resort, estaba situada en la parte más oriental de Railay y estaba formada por diferentes cabañas que estaban en diferentes alturas. Esta fue la primera vez que escogimos el desayuno incluido con la habitación ya que el buffet merecía bastante la pena y el restaurante estaba en lo alto del complejo con unas vistas maravillosas.

Una vez dejamos las maletas, nos decidimos a descubrir la zona y fuimos a hacer un trekking al Viewpoint Railay Beach que se encontraba a pocos minutos caminando del hotel. Era el punto donde podías disfrutar de las mejores vistas de la península. Tuvimos que calzarnos bambas cómodas ya que el trekking era por medio de la montaña. En el camino, había una bifurcación para ir a ver la Laguna Esmeralda, aunque el acceso era difícil y decidimos saltarnos este punto de interés.

Al volver del trekking fuimos hacia la Phra Nang Cave (Cueva de la princesa) para después descansar en la playa de Phra Nang Cave, y empezar la parte de “relax” del viaje. Unas playas paradisíacas y una temperatura del agua entre unos 20-25 grados. Al final del día, de camino al hotel, había muchos restaurantes por la zona y nos paramos en uno que abarcada las dos bandas de la calle, sentados en una tarima de madera nos comimos un pescado del día hecho a la brasa.

Día 13. 05/01/2020. Railay

Último día en Railay, y por eso decidimos por reservar una excursión en Longtail Boat con salida desde Ao Nang, hacia cuatro islas diferentes. En la excursión, íbamos unas 20 personas más o menos más el guía y el conductor de la barcaza. Préviamente reservada en uno de los tantos puestos que había en Ao Nang a precio de 2.000 bahts por persona. El paseo tenía una durada desde las 10 de la mañana, hasta aproximadamente las 17:00. Empezamos la ruta dirigiéndonos hacia Chicken Island, una isla deshabitada y a la cual no se puede acceder, con forma de pollo, de ahí su nombre.

Allí, junto con el guía, los más osados nos dispusimos a practicar snorkel. Fue una auténtica aventura, ya que el fondo marino tailandés nos ofrece muchísimas posibilidades. Posteriormente, hicimos parada en Tup Island. Dos islas unidas entre sí por un pequeño caminito en medio del agua, un lugar de ensueño. Allí estuvimos una media hora para disfrutar de un baño y de las maravillosas vistes que nos ofrecía el lugar.

La tercera isla que visitamos, fue Poda Island, la típica y famosa isla que sale en todas las fotos y anuncios de Tailandia, con una isla pequeñita en frente en forma de piedra gigante, y las típicas embarcaciones de la región. Allí, el guía nos ofreció la comida al mediodía que consistía en Arroz, pollo con salsa de curry, sandia y demás menesteres. Cabe destacar, que durante todo el viaje nos fueron ofreciendo también agua y fruta del tipo sandía, piña…

Una vez comidos, nos dejaron una hora para disfrutar de una de las mejores islas de Tailandia y sobre las 5 de la tarde, pusimos punto y final a la excursión. Volvimos a Phra Nang Beach y allí nos quedamos toda la tarde tumbados y merendando un coco natural y smoothies que podías comprar en barcazas que era como una puestecitos donde vendían desde helados, bebidas, comidas típicas de la zona…

A la noche, fuimos a un supermercado de la zona y decidimos coger algo de menesteres para cenar tranquilamente en nuestra cabaña del resort.

Día 14. 06/01/2020. Koh Tao

Teníamos el pack de bus + ferry des de Krabi hacia Koh Tao. A las 7:00 de la mañana salía el autobús desde el punto de recogida de Krabi y teníamos que estar allí 20 minutos antes aproximadamente.

El punto de encuentro estaba en Khaotong Road (Andaman Wave Master Sign) que se encontraba a 20 minutos en coche del hotel. El autobús tardava unas 3 horas en llegar al Donsak Pier y desde allí, cogimos el ferry  Koh Tao (Mae Haad Pier) el cual tardó unas 4 horas más aproximadamente, llegando a Koh Tao a las 14:15. Nuestro hotel en Koh Tao es, un magnífico resort formado por bungalows individuales con escaleras que se llamaba Sensi Paradise Beach, y se encontraba a 10 minutos caminando del puerto donde nos dejó el ferry. Para llegar al resort, el mismo resort nos puso un minibús para llegar más cómodamente al recinto.

En este primer día en la isla, lo dedicamos a relajarnos por nuestra zona más próxima. Después fuimos hacia la playa de June Junea Beach, una cala accesible a pie pero en la cual no había mucha gente por su difícil acceso. Se encontraba a 40 minutos caminando del hotel. Por eso decidimos alquilar una motocicleta. Más adelante, nos dirigimos a otra playa, Sai Nuan Beach a 6 minutos a pie de ésta última. Era una pequeña cala ideal para descansar y ver la puesta de sol. Nos recomendaron cenar y tomar alguna copa en el famoso bar Banana Rock.

Día 15. 07/01/2020. Koh Tao

Este día lo dedicamos a visitar las playas del sur de la isla. Nos levantamos pronto a la mañana, y después de desayunar en el complejo del resort, que teníamos el desayuno buffet incluido, nos dirigimos hacia John Suwan Viewpoint, un mirador desde donde se veían unas vistas de todas las islas cercanas. Nos costó 100 baths por persona y teníamos acceso a la piscina y al restaurante del resort en el que se encontraba.

Después bajamos y nos dirigimos hacia Shark Beach donde recomendaban practicar snorkel por ser espectacular, ya que se podían ver tortugas e incluso tiburones. Nosotros tortugas no tuvimos la suerte de ver pero un tiburón pequeño sí que nos pasó muy cerca de donde estábamos nadando.

La última playa que nos dispusimos a visitar, fue la Freedom Beach, recomendada por ser una de las playas con la mejor puesta de sol. Aunque no llegamos a verla allí, porque ya estábamos un pelín saturados, nos fuimos a Sairée Beach, y en un chiringuito muy concurrido donde te sentabas en la misma arena con unos tipos de “pufs”, allí vimos el que fue el mayor atardecer que hemos visto nunca mientras degustábamos un cóctel.

La noche terminó en la zona peatonal de Koh Tao cerca del Mae Haad Pier, donde había muchos restaurantes y tiendas de souvenirs por la zona, allí, en el restaurante internacional llamado Café del Sol nos quedamos a cenar. Ubicado en la calle Moo 2, tenían una carta muy amplia y podías comerte tanto una pizza, como hamburgueses, ensaladas, carnes y demás.

Día 16. 08/01/2020. Koh Tao

Previamente reservado, no podíamos irnos de Koh Tao sin practicar el deporte estrella de allí, el buceo. Escogimos la escuela de buceo La Bombona Diving Koh Tao, que aparte de habla española, eran uno de los centros de buceo más recomendados de la zona. Hicimos el típico bautizo de buceo que consistía en una clase de una media hora de práctica y posteriormente salir a mar abierto desde una embarcación y realizar dos inmersiones.

En este tipo de cursos, siempre vas con dos acompañantes mínimo, tu instructor que en todo momento te vigila, asiste y controla, y la persona la cual vas siguiendo la ruta marcada. Antes de la primera inmersión, te daban una clase práctica a muy pocos metros de profundidad de que hacer en caso de dolor de oído, que se te llenen las gafas de agua por dentro, que pierdas el respirador de la boca, etc.

Después de la primera inmersión, que no suele durar más de una hora, vuelves a la embarcación con el resto de la gente y mientras comentas la inmersión, puedes tomar café, infusiones, galletas, fruta y demás menesteres. Al cabo de un rato, vuelves a hacer la segunda inmersión, la cual disfrutas aún más ya que te sientes con más Seguridad y estás más atento a la fauna y flora marina.

Después de hacer el curso de buceo, nos dirigimos hacia un club de cócteles y sandwiches cercano a nuestro resort donde mientras nos tomábamos unos smoothies, vimos otra puesta de sol increíble mientras disfrutábamos de música en directo.

Día 17. 09/01/2020. Koh Phangan (Full Moon Party)

Llegó el 9 de enero y coincidió con la noche de luna llena, allí, una vez al mes, se celebra la Full Moon Party. Nosotros decidimos ir de Koh Tao hacia Koh Phangan, pasando primero por Koh Samui, que es donde esa misma noche teníamos el resort reservado. Una vez llegamos a Koh Samui a través de un ferry, llegamos al hotel que era el Secret Garden Beach Resort, un complejo donde las habitaciones estaban alrededor de una piscina central, y el restaurante quedaba a un costado.

También disponía de una playa privada justo a un metro del recinto. Durante toda la mañana y la tarde, estuvimos disfrutando del complejo y, por la noche, nos dirigimos al muelle de Koh Samui para coger una embarcación que nos dejaba en Koh Phangan, concretamente en Haad Rin, que era donde se celebraba la Full Moon Party.

Nada más llegar a la isla, pagamos la entrada a la fiesta y ya podíamos callejear por toda la isla. Toda la isla estaba repleta de restaurantes, tiendas de souvenirs, pubs y clubes donde poder comprar bebida que se servía en cubo de playa e incluso podías pintarte el cuerpo con colores fluorescentes. Buscamos un restaurante donde poder cenar y después nos dirigimos a la playa donde estaban todos los locales con música internacional y al aire libre. Por toda la playa, podías ver cómo la gente hacía actividades relacionadas con el fuego: salto de Cuerda prendida de fuego, saltar un aro en llamas, etc.

Quiero destacar puntos y consejos importantes para la Full Moon Party:

  • Llevar una fotocopia del pasaporte y algo de dinero en metálico, nada más.
  • La fiesta suele comenzar a las 21h de la noche, aproximadamente.
  • No ir descalzo por la playa, puedes cortarte por cristales de botellas.
  • La gente suele ir poco vestida y con ropa fluorescente o bien pintada con pinturas fluorescentes (se pueden comprar en los supermercados próximos).
  • Para ir al lavabo se tiene que pagar 0’50€; mucha gente orina en el mar.
  • Los combinados con alcohol se llaman “buckets” (cubalitros en cubos de playa de plástico).

Día 18. 10/01/2020. Koh Samui

Después de la fiesta, hay un trasiego enorme de embarcaciones que se dirigen a todas las islas colindantes de Koh Phangan, nosotros cogimos un ferry des del Thong Sala Pier de Koh Phangan al Nathon Pier de Koh Samui a les 7 de la mañana. La durada del trayecto es de una media hora más o menos. El muelle de llegada, apenas lo teníamos a 10 minutos a pie de nuestro resort, el Secret Garden Beach Resort. Ese día, después de descansar, lo dedicamos entero a volver a disfrutar del resort, la playa y un paseo para conocer un poquito más Koh Samui.

Día 19. 11/01/2020. Vuelta a casa.

A la mañana siguiente, cogimos un vuelo desde el aeropuerto de Koh Samui hacia Bangkok a las 8:00 de la mañana, llegando a Bangkok a las 9:30, con la compañía aérea de Thai Airways.

El vuelo desde Bangkok hacia Moscú, donde hacíamos la escala de vuelta, salía a las 22:15, llegando a las 4:30 de la madrugada. Teníamos que hacer una escala de 3 horas ya que el vuelo de Moscú hacia Barcelona salía a las 7:50 de la mañana, llegando a las 10:30. La compañía aérea volvió a ser la rusa Aeroflot.

También te interesará la primera parte de este viaje:

Tags:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Top