Los mejores museos de Roma

Los mejores museos de roma

Roma es una ciudad con tanta oferta cultural que puede llegar a abrumarnos. Sin contar con los Museos Vaticanos (completamente imprescindibles), la ciudad de Roma tiene una oferta de museos bastante amplia. Hoy te decimos cuáles son los más interesantes.

¿Cuáles son los mejores museos de Roma?

1.- La Galería Borghese

Uno de los museos de arte más famosos del mundo es el de la Galería Borghese. En este museo puedes ver obras de Tiziano, Rafael, Caravaggio, Rubens o Boticelli.

En la Villa Borghese las exposiciones están repartidas en las dos plantas del edificio. En la parte superior tenemos una enorme pinacoteca con las obras de artistas como Tiziano, Rafael, Botticelli, Rubens o Caravaggio.

En la planta principal nos encontramos con una exposición de antigüedades clásicas. Aquí puedes encontrar piezas que van desde el siglo I al III d.C. Podrás observar preciosos mosaicos y esculturas, también frescos, los que decoran el palacete. No te olvides de esculturas tan impresionantes como las de Berini o Canova.

Si te interesa este museo, y debería, si eres amante del arte, debes saber que sólo podrás visitarlo con reserva previa a través de internet o por vía telefónica.

Villa Borghese
Villa Borghese, Roma

2.- Los museos Capitolinos

En la Plaza del Campidoglio encontramos otro de los museos más importantes de la ciudad de Roma. Se trata de los museos Capitolinos.

Este museo comenzó a generarse en 1471, con la colección de obras de bronce del Papa Sixto IV. Es, por tanto, uno de los museos más antiguos del mundo.

Se divide en dos grandes edificios. Por un lado está el Palacio de los Conservadores. Por otro, el Palacio Nuevo. Ambos se unen por la Galería Lapidaria, que es un paso subterráneo que atraviesa la plaza en la que se encuentran ubicados.

En la primera parte vamos a encontrar pinturas de Caravaggio, Tiziano, Rubens y Tintoretto, entre otros. Además, también hay atractivos como la figura de la Loba Capitolina, el Ritratto di Carlo I d´Angiò de Arnolfo di Cambio, que fue el primer retrato esculpido de una persona viva.

Imprescindible el asombro que uno siente en la sala cubierta por vidrio en la que se levanta la estatua ecuestre de Marco Aurelio.

En la parte del Palacio Nuevo vas a encontrar obras escultóricas de todo tipo. Entre las mejores, podemos destacar la Venus Capitolina, el Discóbolo o la imagen de Gálata moribundo.

3.- Palacio Altemps

Si seguimos buscando museos interesantes, también podemos destacar el Palacio Altemps. Este palacio, levantado en el siglo XV fue inaugurado en 1997 como parte del Museo Nacional Romano.

En su interior tienes una gran colección de esculturas griegas y romanas que pertenecieron a diferentes familias de la alta nobleza romana.

Otro motivo para visitar este museo es la gran colección de arte egipcio, además de otras colecciones de familias como Mattei y Del Drago.

Palazzo Altemps
Detalle del sarcófago Ludovisi, Palazzo Altemps, Roma

4.- El Museo Nacional Romano

El Palazo Massimo alle Terme es uno de los museos que componen el Museo Nacional Romano, y otro de esos museos que no podemos perdernos en Roma. Es, además uno de los más importantes del país, ya que tiene una de las mejores colecciones arqueológicas de todo el mundo, que se dice pronto.

Ubicado en un palacio renacentista, las exposiciones de este museo están organizadas por temas y ordenadas cronológicamente en cuatro plantas. En estas partes tienes de todo, desde una colección de joyas y monedas romanas, copias de famosas esculturas griegas, sarcófagos y bajorrelieves o frescos romanos, los mejores que se conservan en todo el mundo.

5.- El Museo Etrusco

Por último, la Villa Giulia o lo que es lo mismo, el Museo Etrusco. Este museo fue creado en 1899, desde entonces es otro de los grandes favoritos por el turismo. En su interior encontrarás, entre otros, las obras de antigüedad prerromana italiana, especialmente las que pertenecen al mundo etrusco.

Las obras del museo están repartidas a lo largo de dos plantas. Están ordenadas según época y lugar de procedencia. Estas colecciones tienen desde cerámica, urnas funerarias, trabajos de orfebrería y piezas de bronces y escultura.

Si tenemos que destacar las piezas más importantes, es imposible no nombrar el sarcófago del año 520 a.C o figuras como la de El Apolo de Veio y la imagen de Hércules y Apolo, ambas figuras del año 510 a.C.

Sin duda, Roma es uno de esos destinos en los que la visita a algún museo es inexcusable.

También te puede interesar:

Tags: , ,

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top